Clima Divisas Mercado

Nutrición a cargo de profesionales

Tratamos de chequear calidades en nuestros productos, tener opciones de calidad y precio en alimento para mascotas; disponemos habitualmente cereales y sub productos como para armar dietas bobinas.

Aspectos prácticos de la rutina diaria en un feed lot comercial
por Martin F. Scharmann (M.V.)

Introducción

En cualquier actividad productiva, especialmente si es intensiva, una de las claves del éxito es tener un orden claro, una rutina lógica y un sistema de previsión de emergencias para las tareas cotidianas que se desarrollan en la misma.

El ganado bovino en libertad tiene hábitos gregarios y una rutina de vida diaria bastante estable, ( se dispersa para pastorear, se concentra para tomar agua etc., a la misma hora todos los días), por lo cual cuando, ingresa a un sistema de confinamiento donde sufre stress por el transporte, el cambio de medio ambiente, la ruptura del orden jerárquico social en que vivía por verse mezclado con tropas de otro origen y el cambio de dieta entre otros factores, es muy importante ofrecerle una rutina estable a la cual se habitúe rápidamente.

El engorde a corral es una actividad intensiva donde es importante manejar conceptos básicos de proceso operativo y aplicarlos para ser eficientes en el uso de tiempos y recursos y donde el horario de trabajo del personal implicado debe adaptarse a la actividad productiva y sus prioridades.

Rutina Diaria

Mañana: 1) Lectura de comederos. 2) Racionamiento. 3) Recorrida. 4) Otras tareas.

1) Lectura de comederos. Es la primer tarea que debe realizarse para poder tomar decisiones acerca de los cambios cuantitativos y cualitativos de la dieta que se está entregando a cada corral. La persona asignada a esta actividad debe estar capacitada y comenzar su trabajo con antelación suficiente como para elaborar la información recogida, tomar decisiones, y transmitirlas al/los operario/s encargados del racionamiento. El arrancar más temprano que el resto del personal requiere un perfil de empleado con una dosis importante de disciplina, responsabilidad y sacrificio debe estar concientizado de la importancia de la calidad de su trabajo y el impacto que tiene sobre los resultados productivos. En aquellos establecimientos donde la estructura de personal lo permite, lo ideal es que esta tarea la realice el encargado o gerente operativo, esta recorrida temprana sirve también para observar animales enfermos, roturas en instalaciones, ganado fuera de su corral y ordenar las urgencias cotidianas. Cuando la escala o la organización del Feed Lot no justifican este cargo, la lectura la debe realizar el racionador antes de entregar la comida a cada corral.

2) Racionamiento. Como concepto básico es muy importante recalcar la importancia que tiene entregar la comida a cada corral en el mismo horario y orden todos los días pues la hacienda se habitúa rápidamente a la rutina, crea un orden social para alimentarse y la lectura de comederos tiene un alto grado de certeza.

El racionamiento de la mañana es donde normalmente se producen más alteraciones en los horarios por imprevistos en el comienzo de las tareas diarias como por ejemplo desperfectos en las maquinarias, impuntualidad o faltas de personal, etc. Es importante tener un plan de contingencia predeterminado para solucionar rápidamente estas situaciones y evitar stress en los corrales por atraso en el racionamiento.

La comida de la mañana representa aproximadamente un 40 % del volumen total entregado en el día pues es el período de tiempo más corto entre comidas. Es importante tener en cuenta este detalle para que no sobre un remanente importante en el momento de entregar la ración de la tarde y este sobrante quede cubierto con comida fresca lo que hace que finalmente la hacienda la rechace parcial o totalmente por pórdida de pala tabilidad o desagregado de la mezcla.

3) Recorrida de los corrales. Es otra actividad de fundamental importancia que junto con la lectura de comederos ayuda a sacar conclusiones y tomar decisiones en caso de surgir algún problema sanitario o de índole nutricional. El personal afectado a dicha tarea debe estar capacitado para manejar ganado e inmovilizarlo en el corral en caso de tener que hacer algún tratamiento. La recorrida debe formar parte de la rutina diaria y no ser una tarea que se realiza cuando queda tiempo entre otros trabajos. Se debe entrar a cada corral y observar la hacienda una por una.

La patología más común en los engordes a corral es el Complejo Respiratorio Bovino (CRB), comúnmente llamado Neumonía. La clasificación del riesgo de las tropas al ingreso por su historia, manejo previo al embarque, condición corporal, duración del transporte y clima es muy importante así como también, la medición de la temperatura corporal en la descarga en aquellas tropas de riesgo alto o medio.

El personal que realiza las recorridas debería estar capacitado para calificar clínicamente los animales afectados por CRB, determinar el riesgo y aplicar el tratamiento indicado por el profesional responsable de la salud de la hacienda para cada caso.

Otra cosa que hay que observar durante esta actividad es la calidad del bosteo para evaluar la salud ruminal y prevenir acidosis. La calidad del bosteo cruzada nuevamente con los datos de la lectura de comederos pueden indicar la presencia de acidosis subclínica y ayudar a tomar decisiones antes de que las consecuencias sean irreversibles o se afecte seriamente la perfomance productiva del corral.

4) Otras tareas. La descarga de ingresos de hacienda, la carga de hacienda gorda, la descarga de materias primas, el procesamiento sanitario de los ingresos de ganado, el aparte de tropas para venta, las reparaciones de maquinarias y rodados, el procesamiento de datos, la atención de visitas, etc., son tareas necesarias pero no deben alterar el orden rutinario de la lectura de comederos, el racionamiento y la recorrida de los corrales. En aquellos Feed Lot donde la escala lo permite deben ser realizadas por personal asignado específicamente a estas actividades, en aquellos en los que no es posible se deben adaptar los horarios de estas tareas extra para evitar interferir con las fundamentales.

Horas previas al comienzo de la tarea diaria, especialmente en verano, y el mediodía, especialmente en invierno, son momentos aptos para estas tareas y el personal debe estar concientizado que, en una actividad intensiva, el horario tradicional de la actividad pecuaria muchas veces no se ajusta a este nuevo sistema de producción.

Tarde: 1) Lectura de Comederos. 2) Racionamiento. 3) Procesamiento de ingresos de ganado. 4) Aparte de hacienda para venta. 5) Otras tareas.

1) Lectura de Comederos. Normalmente la lectura de la tarde, previa al inicio del racionamiento, se hace en aquellos corrales donde han surgido dudas a la mañana, en aquellos donde se ha retirado o agregado animales, en corrales en adaptación donde el consumo es errático, ante el agregado de un ingrediente nuevo a la dieta si fue adicionado a la mañana, etc. Es una actividad de " repaso ".

2) Racionamiento. Es la entrega de ración de mayor volumen y representa aproximadamente el 60 % del total del día. Normalmente es el turno de racionamiento en el cual se realizan los ajustes en cantidad de la dieta ofrecida. Estos normalmente no deben superar un 5 % para arriba o para abajo del total de lo ofrecido el día anterior; también los cambios de dieta o la inclusión de algún aditivo o fármaco es recomendable hacerlos en ese horario pues se diluyen en un volumen mayor de ración por lo que cada animal tiene una mayor posibilidad de consumir la dosis indicada y la posibilidad de afectar la palatabilidad es menor.

3) Procesamiento de ingresos de hacienda. El "procesamiento" del ganado implica los trabajos de preparación del mismo antes de ser llevado al corral de engorde previo un período de descanso de 12 a 48 hs. en un corral o piquete de recibo donde los animales se recuperan del stress del transporte, se rehidratan y reciben una dieta adecuada. Es muy importante que durante esta etapa las condiciones de recibo en lo que hace a medio ambiente, oferta de agua, calidad y acceso a alimento, sombra, etc., sean óptimas pues si así no fuere es preferible procesarlos inmediatamente de la descarga y luego alojarlos directamente en el corral definitivo. Como fuera mencionado en el párrafo de recorridas una maniobra de manejo muy importante y de costo "cero" es calificar cada tropa por su riesgo sanitario y obrar en consecuencia durante el manejo previo al encierre.

El Plan Sanitario debe incluir: Profilaxis contra CRB, Enfermedades Clostridiales; ( Opcionales: Carbunclo Bacteridiano, Queratoconjuntivitis Bovina Infecciosa). Tratamiento antiparasitario. Aplicación de Promotores de Crecimiento.

Además se clasificaran por peso y condición corporal y es recomendable identificar, de la manera más económica y sencilla posible, cada tropa para facilitar su seguimiento o en caso de que se salgan del corral sea sencillo volver a apartarlos.

Es un trabajo donde no se deben "correr carreras" y lo ideal es trabajar a cada animal individualmente en la casilla de operar para tener la certeza de que no hubo "escapes" en la sanidad de ingreso.

El personal que realiza estas tareas es normalmente el mismo que recorre y hace las tropas de venta por lo que la planificación de estos trabajos debe estar coordinada con las demás actividades para evitar interrupciones, falta de personal suficiente, corrales sin preparar para recibir hacienda nueva, etc.

4) Aparte de hacienda para venta. El sistema de comercialización y productivo en nuestro país hace prácticamente imposible utilizar el "all in-all out" de los americanos, o sea vender la hacienda de un corral toda junta, en una sola operación, por lo que normalmente se van "peinando" los corrales con hacienda terminada en la medida que surgen los negocios.

Desde el punto de vista de manejo y stress, el mover la hacienda para apartar "gordo" es contraproducente, pero la realidad hace que esto sea lo más habitual, por lo que para reducir los perjuicios habría que: a) Tratar de armar tropas homogóneas al ingreso para que su terminación sea lo mas pareja posible. b) Evitar sacar la hacienda del corral para apartar y hacerlo con personal capacitado. c) En caso de preferir apartar fuera del corral de engorde, hacer un "corte" con la cantidad aproximada más un porcentaje para rechazar y no retirar todos los animales. d) Si se sacara todo un lote a un corral de aparte, ser previsor y armar un camino seguro para evitar "corridas" y pórdidas de tiempo. Tratar de restituir sin demoras el sobrante de animales al corral en el que estaba.

Otros puntos importantes al respecto son: e) Informar con debido tiempo al encargado/s del racionamiento la reducción del número de cabezas para efectuar las correcciones necesarias en la cantidad de comida a entregar. f) Acostumbrar a los compradores y consignatarios de hacienda a que el establecimiento tiene un orden y una rutina de trabajo por lo que en lo posible deben adaptarse a ella para evitar perjudicar el ritmo productivo.

5) Otras tareas: En el horario de la tarde usualmente se realizan las tareas de índole intelectual como la descarga de datos en el sistema administrativo y de gestión productiva, el control de stock de materias primas para la ración, de productos veterinarios, toma de muestras para análisis de materias primas, etc.

También, luego de terminado el racionamiento, es el momento para realizar reparaciones en las maquinarias y rodados afectados a la alimentación para que queden en condiciones para arrancar en tiempo y forma a la mañana siguiente.

Previsión: 1)Personal. 2) Maquinaria. 3) Alimentación. 4) Sanidad. 5) Clima.

1) Personal. Es importante disponer de un diagrama de suplencias claro para que, ante la falta o impuntualidad de un operario, especialmente en las áreas de racionamiento y recorridas, este puesto sea cubierto por otra persona capacitada y sin demoras. Este diagrama se debería activar sin la necesidad de consulta ante un encargado o gerente. también debería existir un rol para afrontar emergencias, como un incendio por ejemplo, similar al que existe en las estaciones de servicio, donde cada integrante del grupo de trabajo sepa con claridad como actuar y que tarea prioritaria realizar.

2) Maquinaria: La rotura de una máquina vital para la actividad como por ejemplo mixer, pala cargadora, bombas de agua para bebida, etc., pueden provocar serias demoras en el racionamiento y stress en los animales, por lo que debería haber un plan de contingencia para reemplazar o reparar rápidamente el desperfecto. Por ejemplo: Ante la rotura de un Mixer. 1) Reemplazarlo por un "muleto". 2) Reemplazarlo por un carro y una ración de emergencia 3) Tener un compromiso con un vecino que pueda prestar uno sin mayores consultas. 4) Si hubiera un segundo mixer que también raciona, tener preparado un diagrama de emergencia para trabajar con uno solo.

También se debe tener un stock de las piezas que más desgaste tienen o con mayor frecuencia se rompen para reemplazarlas en el momento y evitar perdidas de tiempo. Por ejemplo: Rodamientos, cadenas, cubiertas de auxilio para mixers, etc.

3)Alimentación: No es inusual que haya un faltante temporal de alguno de los ingredientes de la dieta, en estos casos lo primordial es preverlo y evitar que el componente se termine. Para ello es necesario estirarlo y para ello se debe saber con quó otro u otros ingredientes debe ser reemplazado por lo que el nutricionista que asesora al establecimiento debe dejar fórmulas de emergencia y criterios de reemplazo para las materias primas más usuales.

4) Sanidad: Ante una emergencia sanitaria como por ejemplo una mortandad sin causa, es necesario que la persona responsable de recorrer lo transmita rápidamente al encargado o directamente al veterinario a cargo de la salud de los animales. Para ello el establecimiento debe contar con un sistema de comunicación sencillo y al alcance del personal.

5) Clima: El personal debe estar capacitado para tomar decisiones en caso de emergencias climáticas y debe estar informado de cómo actuar ante las mismas. Como ejemplo ante un temporal la hacienda normalmente deprime su consumo, la ración se moja, pierde palatabilidad. Las decisiones a tomar serían reducir la cantidad de comida ofrecida, fraccionarla en más entregas y tratar de que los animales tengan un lugar apto para echarse.